Información y Consejos de Salud para ir a Sri Lanka

Antes de partir a Sri Lanka

Seguro médico para viajar a Sri Lanka

Aunque se esté sano y en forma, nunca hay que viajar sin un seguro médico, pues los accidentes son imprevisibles. Aparte de la póliza estándar, quizá haya que contratar una cobertura extra para actividades potencialmente arriesgadas como, p. ej., el submarinismo. Si el seguro normal del viajero no se hace cargo de los gastos médicos en el extranjero, hay que contratar uno adicional. Si se viaja sin seguro, se corre el riesgo de tener que afrontar elevados gastos como la evacuación de urgencia, que puede llegar a superar los 100 000 US$.

Vacunas recomendadas

La única exigida por la normativa internacional es la de la fiebre amarilla. Si en los seis días previos a la entrada en Sri Lanka el viajero ha visitado un país endémico de fiebre amarilla, deberá aportar un certificado de vacunación.

La OMS recomienda las siguientes vacunas (además de estar al día contra el sarampión, paperas y rubeola):

Difteria adulta y tétanos Una dosis de recuerdo si no se ha administrado en los 10 últimos años.

Hepatitis A Protege casi totalmente durante un año.

Hepatitis B Considerada ya rutinaria por la mayoría de los viajeros.

Encefalitis japonesa Recomendada para viajes por zonas rurales, actividades al aire libre y estancias de más de 30 días.

Poliomielitis Se desconocen casos de polio en los últimos años, pero hay que suponer que no está erradicada.

Rabia Se necesitan tres dosis. Un recordatorio al año siguiente cubre 10 años más.

Tifus Recomendable, aunque solo vayan a visitarse zonas urbanas.

Varicela Si no se ha padecido, conviene consultar con el médico la conveniencia de esta vacuna.

En Sri Lanka

Asistencia sanitaria en Sri Lanka y coste

En Sri Lanka, el nivel de la asistencia médica y su coste es enormemente variable. En Colombo hay buenas clínicas orientadas a residentes extranjeros. En el reputado Hospital Nawaloka 011-5577111; www.nawaloka.com; 23 Deshamanya HK Dharmadasa Mawatha, Col 2) de Colombo trabajan médicos que hablan inglés. Las embajadas y consulados suelen tener una relación de centros médicos recomendables. En el resto del país, los hoteles y pensiones suelen conocer a los médicos locales, que pueden dispensar, cuando menos, un tratamiento inicial.

En caso de incidencias leves (p. ej., diarrea), la automedicación puede ser indicada, pero si se cospecha que se padece una enfermedad grave, sobre todo malaria, no hay que perder tiempo e ir al centro médico más cercano.

Antes de adquirir medicamentos sin receta, hay que comprobar la fecha de caducidad y asegurarse de que el paquete esté precintado. Colombo y otras grandes poblaciones cuentan con buenas farmacias; casi todos los medicamentos se venden sin receta.

Enfermedades infecciosas

Dengue Esta enfermedad, transmitida por un mosquito, es cada vez más problemática en toda Asia, y aún no existe una vacuna contra ella. La única forma de prevenirla es evitar las picaduras de mosquito, de día y de noche. Los síntomas son fiebre alta, fuertes dolores de cabeza y musculares y, en ocasiones, sarpullidos y diarrea. El tratamiento se limita a descansar y tomar paracetamol (ni aspirina ni ibuprofeno, pues aumentan la probabilidad de hemorragia). Un médico debe establecer el diagnosticado y controlar la evolución.

Hepatitis A Este virus, que se transmite por la comida y el agua, infecta el hígado y provoca ictericia, náuseas y letargo. No existe un tratamiento específico, solo dejar pasar tiempo para que el hígado se recupere. Todas las personas que viajen a Sri Lanka deberían vacunarse contra ella.

Hepatitis B Enfermedad de transmisión sexual (a través de los fluidos corporales) que puede prevenirse con la vacunación. A largo plazo se puede padecer cáncer de hígado o cirrosis, entre otras enfermedades.

Hepatitis E Se transmite por la comida y el agua. Sus síntomas son similares a los de la hepatitis A, pero es mucho menos habitual. Es muy grave en mujeres embarazadas, y puede acarrear la muerte tanto de la madre como del feto. No existe vacuna, con lo cual deberá prevenirse mediante las pautas de higiene al comer y beber.

VIH Este virus se transmite a través de los fluidos corporales. Hay que evitar el sexo sin preservativo, las agujas sin esterilizar y hacerse tatuajes o piercings.

Gripe Está presente todo el año en los trópicos. Los síntomas son fiebre, dolor muscular, goteo nasal, tos e irritación de garganta. Puede ser grave en mayores de 65 años y en personas que padezcan enfermedades como cardiopatía o diabetes, en cuyo caso se recomienda vacunarse. No existe un tratamiento específico, solo descanso y paracetamol.

Encefalitis japonesa B Enfermedad viral, transmitida por mosquitos, muy rara en los viajeros. La mayoría de los casos se dan en zonas rurales, de ahí que se recomiende la vacunación a quienes vayan a pasar más de un mes fuera de las ciudades. No existe un tratamiento específico, y puede acarrear daño cerebral permanente e incluso la muerte. Antes de partir, consúltese al médico para saber más al respecto.

Malaria Hace años fue un grave problema, pero la malaria está erradicada del país desde el 2016 y los medicamentos contra ella ya no se recomiendan.

Rabia Esta grave enfermedad se propaga por la mordedura o el contacto con la saliva de un animal, principalmente perros y monos. Vacunarse antes del viaje simplifica el tratamiento posterior. En caso de mordedura, hay que lavar la herida con agua y jabón y aplicar un antiséptico a base de yodo. Si no se está vacunado, urge ser tratado con inmunoglobulina antirrábica (cara y difícil de encontrar en algunas zonas).

Tuberculosis Aunque rara vez se da en los viajeros, deberían tomar precauciones quienes vayan a estar en contacto continuo con la población local (p. ej., personal médico y humanitario y viajeros en estancias largas). Normalmente solo se vacuna a los menores de 5 años, pero a los adultos en riesgo se les recomienda someterse a pruebas de tuberculosis previas y posteriores al viaje. Los principales síntomas son fiebre, tos, pérdida de peso, sudor nocturno y fatiga.

Tifus Esta grave infección bacteriana se propaga a través de los alimentos y el agua. Provoca fiebre alta y dolor de cabeza en aumento progresivo, que pueden ir acompañados de tos seca y dolor estomacal. Se diagnostica mediante análisis de sangre y se trata con antibióticos. La vacunación, recomendada para quienes vayan a pasar más de una semana en Sri Lanka, no es totalmente efectiva, así que habrá que vigilar lo que se ingiere.

Diarrea

Es, de lejos, el inconveniente más frecuente entre los viajeros. Suele causarla una bacteria, de ahí que se responda rápidamente al tratamiento con antibióticos.

Se considera diarrea cuando, en menos de 24 h, se expulsan heces líquidas y se experimenta como mínimo otro síntoma, ya sea fiebre, calambres, náuseas, vómitos o malestar general.

Para tratarla, hay que mantenerse bien hidratado, a ser posible con Gastrolyte, la mejor solución rehidratante en estos casos. Los antibióticos como la ciprofloxacina o la azitromicina deberían eliminar la bacteria rápidamente. Si estos no surtieran efecto, hay que ir al médico a la mayor brevedad.

La loperamida solo detiene sus efectos, pero puede ser de gran ayuda en algunas circunstancias como, p. ej., un viaje largo en autobús. Su uso está contraindicado en caso de fiebre o sangre en las deposiciones.

Disentería amebiana Pese a ser muy poco común entre los viajeros, con frecuencia no se diagnostica debido a la falta de medios de los laboratorios. Los síntomas son similares a los de la diarrea: fiebre, diarrea hemorrágica y malestar general. Si aparece sangre en la diarrea hay que ir al médico. El tratamiento es el tinidazol o el metronidazol, para eliminar el parásito del intestino, y luego, un segundo antibiótico para acabar con los quistes. Si no se trata, pueden producirse complicaciones como abscesos en el hígado o en los intestinos.

Giardiasis Es un parásito bastante común. Los síntomas son náuseas, hinchazón abdominal, gases, fatiga y diarrea intermitente. Si no se trata, el parásito acaba por abandonar el organismo al cabo de unos meses. Conviene ser tratado con tinidazol o, si no, con metronidazol.

Salud de la mujer

Ante cualquier problema ginecológico, consúltese con un especialista.

Métodos anticonceptivos Hay que llevar los anticonceptivos preferidos.

Productos sanitarios Es fácil encontrar compresas pero no tampones.

Candidiasis Puede aparecer debido al calor, la humedad o los antibióticos. Se trata con pomadas antifúngicas como, p. ej., clotrimazol, o bien con una sola pastilla de fluconazol (Diflucan), una práctica alternativa.

Infecciones del tracto urinario Pueden producirse a causa de la deshidratación o de largos trayectos de autobús sin ir al lavabo; llévense los antibióticos adecuados.

Peligros ambientales

Polución del aire

La contaminación del aire, y más concretamente los niveles de polución asociados al tráfico, es un problema creciente en casi todos los núcleos urbanos. Si se sufren problemas respiratorios graves, se aconseja consultar al médico antes de viajar. Conviene llevar una mascarilla facial para prevenir posibles molestias.

Calor

Las llanuras de Sri Lanka pueden ser calurosas y húmedas durante todo el año. El grueso de los viajeros suele necesitar unas dos semanas para aclimatarse a estas condiciones. La hinchazón de pies y tobillos es habitual, lo mismo que los calambres musculares producto de una excesiva sudoración. Para prevenir estos efectos, hay que evitar deshidratarse y hacer ejercicio físico en las horas de más calor. No hay que tomar pastillas salinas (pueden agravar el estado de los intestinos); lo mejor es beber una solución hidratante o ingerir comida salada. Para los calambres se recomienda descansar, hidratarse con una solución salina de doble intensidad y hacer estiramientos suaves.

La deshidratación es el principal causante del agotamiento por calor. La recuperación suele ser rápida, pero es normal sentirse débil algunos días. Sus síntomas son:

  • Debilidad
  • Dolor de cabeza
  • Irritabilidad
  • Náuseas o vómitos
  • Piel sudorosa
  • Pulso acelerado y débil
  • Temperatura corporal normal o ligeramente alta

Tratamiento para la deshidratación:

  • Alejarse del calor
  • Abanicar al afectado
  • Aplicarle paños húmedos y fríos sobre la piel
  • Tumbarlo con las piernas en alto
  • Rehidratarlo con sal disuelta en agua (¼ de cucharilla por litro)

La insolación es un caso de urgencia. Algunos síntomas son:

  • Debilidad
  • Náuseas
  • Piel seca
  • Temperatura corporal superior a 41°C
  • Mareo
  • Confusión
  • Descoordinación
  • Ataques
  • Colapso
  • Pérdida del conocimiento

Tratamiento para la insolación:

  • Alejarse del calor
  • Abanicar al afectado
  • Aplicarle paños húmedos y fríos o hielo sobre el cuerpo, en particular en ingles y axilas

La miliaria es una erupción cutánea de pequeñas vesículas provocada por la retención del sudor bajo la piel. Lo apropiado sería permanecer en un lugar con aire acondicionado durante varias horas y darse duchas de agua fría. Evítense cremas y pomadas, ya que obstruyen la sudoración.

Picaduras de insectos y mordeduras

Pulgas No transmiten ninguna enfermedad pero sus picaduras son muy molestas. Aplíquese algún antihistamínico sobre la picazón.

Piojos Suelen aparecer en la cabeza y en la zona púbica. Para tratarlos hay que aplicar en repetidas ocasiones un champú específico, p. ej., a base de piretrina.

Garrapatas Aparecen al pasear por zonas rurales. Su zona preferida es detrás de las orejas, el vientre y las axilas. Si tras su mordedura aparecen síntomas, como una erupción cutánea en el lugar de la herida o en otro lugar, fiebre o dolor muscular, hay que ir al médico. La doxiciclina previene las enfermedades transmitidas por este parásito.

Sanguijuelas Habitan en zonas selváticas húmedas. No transmiten ninguna enfermedad pero sus mordeduras suelen picar durante semanas e infectarse fácilmente. Para evitar posibles infecciones, aplíquese algún antiséptico a base de yodo en la picadura.

Picaduras de abejas o avispas Los alérgicos a sus picaduras deben llevar una inyección de adrenalina (p. ej., epinefrina), en caso de emergencia.

Problemas cutáneos

Erupciones fúngicas Hay dos tipos de erupciones que pueden afectar a quienes visitan la región. Una de ellas aparece en partes húmedas del cuerpo, como ingles, axilas y entre los dedos de los pies. Empieza como una mancha roja que se extiende lentamente y, por lo general, pica. El tratamiento consiste en mantener la piel seca, evitar rozaduras y utilizar una crema antifúngica como clotrimazol o Lamisil. La segunda, la pitiriasis versicolor, produce manchas de color claro, por regla general en la espalda, el pecho y los hombros. Consúltese al médico.

Cortes y rasguños En climas húmedos se infectan fácilmente las heridas. Lávense enseguida las zonas afectadas con agua limpia y aplíquese un antiséptico. Si se presentaran signos de infección (p. ej., dolor y rojez en aumento), hay que ir al médico.

Quemaduras del sol

Incluso en días nubosos, el sol puede quemar rápidamente.

  • Usar un protector solar con factor alto (mín. 30) y aplicar nuevamente tras el baño.
  • Utilizar un sombrero de ala ancha y gafas de sol.
  • Evitar tomar el sol en las horas más calurosas (10.00-14.00).

Si se sufrieran quemaduras, hay que apartarse del sol hasta haberse recuperado por completo, aplicar compresas frías y, si fuera necesario, tomar algún analgésico para el dolor. También ayuda aplicarse dos veces al día una crema con hidrocortisona al 1%.

 

Informarse es importante

Antes y durante el viaje recomendamos que cualquier información relacionada con seguridad, salud, trámites administrativos como la expedición de visados, etc. sea verificada con el Ministerio de Asuntos Exteriores del país del viajero.

Tienda

Un recorrido por más de 200 libros de viaje para descubrir todos los países del mundo.

Artículos más leídos

Templo Isurumuniya, Sri Lanka
Sri Lanka, país Top 1 del Best in Travel 2019, es un destino que se visita por sus playas, cultura, templos, pueblos cimeros, elefantes, pero también por su cautivadora cocina.
efesenkoi_Shutterstock
Estatuas de Buda en el templo Isurumuniya, Anuradhapura, Sri Lanka
Best in Travel 2019: los mejores destinos para viajar en 2019 elegidos por Lonely Planet. ¡Descubre los 10 mejores países del 2019!
eFesenkoi_Shutterstock
Arugam Bay, Sri Lanka
Los 10 mejores destinos de Asia para viajar en el 2018, según Lonely Planet. Este es el 'ranking' Best in Asia 2018.
Shanti Hesse / Shutterstock